14/06/2011

¡No Reveles el Secreto! #MegaMystery

Por CaRoL

Hace unos días tuve la oportunidad de ir a una cata de chicles a ciegas. Sí, lo que lees… Ya es raro asistir a una cata de chicles pero más aún que esta sea a ciegas.

¿Y por qué a ciegas? La cata se realizó a ciegas para potenciar así la percepción multisensorial. Tapándonos los ojos, la vista, se potencian otros sentidos; olfato y gusto.

El acto comenzó con una breve e interesante presentación de producto en la que nos hablaron de los chicles en general, de los chicles sin azúcar y de Trident como marca.

Al terminar nos comentaron en qué iba a consistir la cata; Nos tapaban los ojos con un vendaje rojo y nos ofrecían un chicle que cogíamos, olíamos y nos lo metíamos en la boca. Con el primer mordisco, un escalofrío recorría el cuerpo entero. Un frescor, una bomba de recuerdos, de sabores de la infancia… Una maravilla.

Después de dejarnos un ratito con el chicle en la boca, meditando, buscando el recuerdo, nos quitábamos la venda y contestábamos a las siguientes preguntas:

  1. ¿Qué olor percibes?
  2. ¿En qué color piensas?
  3. ¿A qué te recuerda?
  4. ¿Donde te imaginas el sabor?

Os sorprendería escuchar las respuestas… jejeje ¡Algunos no dimos pie con bola! En realidad, tal y como comenté al final de la cata, estoy segura de que si los chicles no llevaran un papel del color relacionado con el sabor, seguro que más de uno confundiría los sabores y no adivinaría a la primera el real.

Salieron muchos recuerdos de la infancia, del colegio, de las vacaciones, de la universidad, del coche… Cada persona tiene “su momento” para comer chicle. ¡Mi momento es en el coche! ¡Siempre llevo chicles en el coche y en cuanto me subo, me meto uno en la boca! ¿Tienes tú un momento Trident?

El chicle Trident #MegaMystery sabe a… ¡Vale, vale! ¡No revelo es secreto! Sólo un consejillo; coge un Trident #MegaMystery, cierra los ojos, huelelo y métetelo en la boca. Saboréalo tranquilamente y medita…

¿A qué te recuerda el sabor? ¡Pruébalo y deja un comentario!