por CaRoL

Una sonrisa puede más

Hoy yendo a trabajar me ha pasado una cosa muy curiosa. Iba yo escuchando al gran Ivan Ferreiro un poco tristona y melancólica cuando de repente un chico negro (el detalle del color no es realmente importante pero vaya, era negro) con una sonrisa enorme se ha parado y me ha dicho “BUENOS DÍAS”. Sorprendida he debido poner cara de situación pero al momento me ha salido una sonrisa de oreja a oreja y he soltado y “BUENOS DÍAS” con mucho ímpetu. Ese buenos días era la patada en el culo que necesitaba esta mañana para reaccionar.

En realidad si nos paráramos a pensar las consecuencias de nuestras sonrisas, no dejaríamos jamás de mostrar ese gesto tan afable y contagioso.

Casualmente (y siempre que pongo casualmente es realmente casualidad) me he topado hoy con este vídeo de Coca-Cola que muestra como una bonita sonrisa puede alegrar el día a muchas personas. Hace tres días que se lanzó el vídeo y ya tiene casi 214.000 visitas. 🙂

Imagen: Ambro / FreeDigitalPhotos.net





Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *